» » Mitos Incontinencia, Sobre la Incontinencia Urinaria

Mitos Incontinencia, Sobre la Incontinencia Urinaria

Publicado en: Noticias | 0

mitos incontinencia

Mitos Incontinencia,  Sobre la incontinencia urinaria

Mitos Incontinencia,  Sobre la incontinencia Urinaria, www.sumsa.es,  Urología – Ginecología

Es inevitable buscar información cuando nos diagnostican una dolencia o alguna enfermedad.

Recurrimos a internet y leemos todo lo que podemos sin hacer ningún tipo de discriminación y como consecuencia, en muchas ocasiones más que informarnos, nos mal informamos. HAY MITOS INCONTINENCIA!

La incontinencia urinaria afecta a más personas de las que pensamos pero rara vez se habla de ello.

En post anteriores, estuvimos explicando la incontinencia, los tipos que hay y la incontinencia masculina.

Hoy nos centraremos en los mitos incontinencia más extendidos.

MITOS INCONTINENCIA…

Es cosa de la edad

Las personas suelen asociar la incontinencia urinaria con la edad.

Pero lo cierto es que muchas de las personas que padecen de incontinencia son jóvenes.

La incontinencia urinaria no va ligada con la edad sino con el debilitamiento del suelo pélvico, hay muchos factores que pueden influir como el embarazo, el parto vaginal, la obesidad, la tos crónica, la menopausia, los deportes de impacto, o el estreñimiento.

La edad por supuesto que puede influir, pero no es un factor determinante y mucho menos inevitable.

Existen métodos para prevenir la incontinencia y si la sufres no tienes que pensar que es lo normal llegado a una edad.

Es solo un problema de mujeres

Casi siempre se habla de la incontinencia urinaria femenina.

Esto se debe en gran parte a la falta de información y una publicidad televisiva que oferta productos únicamente para las mujeres, pero los hombres también padecen incontinencia.

mitos incontinencia

La incontinencia urinaria no es grave

Lo cierto es que si no se le presta la suficiente atención, nuestra calidad de vida se ve bastante afectada. Si padeces de incontinencia urinaria probablemente intentes no reírte, no correr, dejas de hacer actividades que antes hacías…

En definitiva, por miedo a sufrir pérdidas de orina renuncias a las cosas que más te gustan, y no debería ser así.
Tendré que dejar de hacer cosas

Como hemos dicho en el punto anterior, muchas personas dejan de hacer cosas por temor a las pérdidas, al olor…pero no debe de ser así.

Existen varios dispositivos tanto para el hombre como para la mujer que mejora la calidad de vida.

Para la mujer encontramos tampones y paraguas para la incontinencia y para el hombre una cinta de cierre uretral que impiden las pérdidas de orina con el objetivo de que podamos volver a ser nosotros mismo sin preocuparnos de la incontinencia.

No hay tratamientos, me toca resignarme

Existen tratamientos que mejoran y que pueden curar la incontinencia.

Cada persona es diferente por lo que no hay un único tratamiento.

Existen electroestimuladores tanto para la mujer como para el hombre que tratan la incontinencia.

Sin embargo, es importante que consultes con tu médico para que te aconseje el tratamiento que mejor se adecua a tus necesidades.

Me van a juzgar

Es normal sentir inseguridades pero nadie te va a juzgar. La incontinencia es mucho más frecuente de lo que pensamos.

Asumir el problema es el primer paso para solucionar el problema, y es importante que no tengas reparos a la hora de hablarlo con tus personas de confianza.

Cómo ya hemos visto, hay diferentes tipos de soluciones y tratamiento así que acude a tu médico cuanto antes.

mitos incontinencia

Tienes que beber pocos líquidos

Es un error bastante común pensar que no beber te va a ayudar.

El no beber producirá sed y acabarás bebiendo muchos más líquidos después. Además, si no bebes, la orina será más concentrada y agravarás el problema.

No dejes de beber pues la hidratación es fundamental para favorecer el funcionamiento vesical y evitar el estreñimiento.

Lo que sí puedes proponerte, es limitar la ingesta de líquidos a partir de las 6-7 de la tarde con el objetivo de descansar bien por las noches.

Las compresas de la menstruación también sirven para la incontinencia

Muchas mujeres utilizan compresas y protege-slip cuando empiezan a tener incontinencia bien porque es lo que tiene a mano o bien porque les da vergüenza ir al supermercado a comprar productos específicos.

Cabe añadir, que las compresas para la incontinencia (y las de la menstruación) suelen ser molestas y provocan olores al estar en contacto con el aire.

Además, pueden provocar irritaciones en las mujeres con la piel sensible.

Es por eso que recomendamos el uso de tampones y paraguas ya que son dispositivos discretos, cómodos, fáciles de usar y evitan los malos olores y la humedad.

Es normal tener pérdidas si estoy en la menopausia

mitos incontinencia

Es cierto que con la menopausia se producen una serie de cambios hormonales que debilitan los músculos pélvicos y que podrían causar incontinencia pero ten presente que la menopausia no es sinónimo de incontinencia, es sólo un factor que puede causarla.

 

Esperamos que este post haya sido de utilidad y recordamos que la incontinencia se trata y se puede prevenir, así que ¡no esperes y busca soluciones!

Te animamos a leer este post en el que explicamos cómo cuidar el suelo pélvico de cara a prevenir la incontinencia urinaria.

 

mitos incontinencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *